ANCCPNuestra dedicación a la formación nace del interés y de la profesionalidad; conocedores de que a través de la educación y la formación ponemos en marcha un proceso de cambio en el que intervienen muchas partes organizadas, nos gusta y nos enorgullece formar parte de esta responsabilidad. La formación, la educación, es uno de los caballos de batalla para el desarrollo de España como país. Los criterios con los que se desarrolle o se vaya a diseñar, permitirán, con el paso del tiempo, emplazarnos en el lugar del que nos hayamos hecho merecedores, atendiendo a los criterios que se hayan construido.

La formación es un proceso de cambio. anccp oviedo emprendeEn todo proceso de cambio, se plantean siempre unos objetivos a conseguir. Estos se deben plantear desde cuatro puntos de vista:

a. Del que recibe

b. Del que imparte

c. Del que gestiona (administración)

d. Del conjunto de la sociedad (representados por los Agentes Sociales)

Estos cuatro enfoques deberían mirar siempre en la misma dirección y buscar el beneficio social, debiendo existir un acuerdo nacional de todos los intervinientes. La verdadera relevancia, el elemento diferenciador que debe tener la formación, sea pública, privada, concertada.. es la calidad, entendiendo que la formación será de calidad cuando atienda a las necesidades del conjunto de ciudadanos que intervienen en ella. Esta definición de carácter amplio, incluye TODOS los ACTORES intervinientes.

– Los alumnos (trabajadores empleados y desempleados): destinatarios de la formación y sujetos del cambio.

– Los profesores (Centros): intermediarios en el proceso educativo, agentes de cambio

– Gestores (administración): supervisores del grado de cumplimiento de los objetivos comprometidos.

– Agentes sociales: Vigilantes de la adecuación de los procesos, , conocedores de la realidad empresarial y laboral.

– Empresas: receptores del proceso de cambio

Desde nuestra asociación, estamos centrando nuestros esfuerzos en formar a dos tipos de alumnos:

a. Trabajadores

b. Jóvenes

En ambos casos pretendemos que los alumnos mejores sus competencias, para que a través de la obtención de conocimientos y el desarrollo de habilidades les resulte más sencillo su desempeño cotidiano, y puedan mejorar su empleabilidad.

Para que la formación cumpla todos sus requisitos, debe además estar basada en el esfuerzo. El esfuerzo de TODAS las PARTES IMPLICADAS.logoTripartita

En nuestro día a día, nos encontramos con una dificultad inesperada, o si alguien la esperaba, no quiso o no supo cómo enfrentarse a ella:

– La gratuidad de la formación para los trabajadores ha distorsionado el verdadero objetivo de la formación. Los alumnos consideran un derecho que se les forme. En realidad, no es sólo esto, es una obligación, para con la sociedad, la empresa y para con uno mismo pues sin formación continua, dejamos de ser útiles, nos anclamos en el pasado.

Y para formarse adecuadamente, es necesario el esfuerzo, un mayor trabajo, una búsqueda de la preparación implicada. No soy un sujeto pasivo que recibe formación, debo ser un sujeto activo que también comparte sus conocimientos con el resto de mis compañeros.

Nos acercamos con sumo respeto a los jóvenes que han abandonado la formación tradicional. Nos sorprenden sus ganas de aprender, su capacidad creativa, sus ganas de ser útiles a la sociedad de la que forman parte, y en algunos casos, sorprende su agradecimiento.

No entendemos que estos jóvenes estén viviendo un fracaso, entendemos que el sistema no ha sabido adecuarse a las nuevas realidades empresariales, sociales y económicas; de los errores se aprende, y nuestros centros trabajan duramente en ello.

Nuestros asociados aplican una metodología didáctica basada en el descubrimiento. Los alumnos se enfrentan a situaciones donde sin que se les den las soluciones se les aportan las pautas para resolver los problemas. Esta metodología exige mucho más ESFUERZO de todas las partes implicadas, incluido el formador, o profesor, que debe dirigir al grupo hacia donde deben llegar.

Las clases deben ser dinámicas, los alumnos participar activamente, se les permite investigar, conocer, tocar, hasta llegar a los conocimientos, habilidades y aptitudes requeridas para que puedan desempeñar un puesto de trabajo.

El aprendizaje es la palanca de cambio de la sociedad. La formación es la herramienta de cambio social, la palanca que permite tener personas adaptadas a las realidades actuales y genera predisposición al cambio y a la evolución.

La palanca necesita un punto de apoyo, ese punto de apoyo es LA PREDISPOSICIÓN AL CAMBIO. Para que entendamos que la formación tiene sentido, tenemos que aceptar que podemos cambiar y debemos cambiar. SABER QUE PODEMOS APRENDER. Si no aceptamos la predisposición al cambio, la palanca no tendrá punto de apoyo.

Ana López-Cancio